Uno solo tiene que sobrevivir...
El compositor Berthold Goldschmidt




Una película de Cordelia Dvorák y Roland Zag


Berthold Goldschmidt (Hamburgo 1903 — Londres 1996) fue uno de los últimos sobrevivientes de la generación de artistas judíos alemanes de los años 20 y 30 del siglo pasado en Berlín, a quienes después se les conoció como la generación estigmatizada de los “entartet” o "degenerados".

Siendo uno de los prometedores compositores de la joven generación de músicos, con colegas como Hindemith, Weill, Korngold, Krenek y Haba, vio su carrera brutalmente interrumpida y fue expulsado del país de un día para otro en 1936, después de que los nazis tomaran el poder.

No fue sino hasta el final del siglo XX, más de sesenta años después, y desde su exilio en Inglaterra, que su música pudo encontrar resonancia internacional.

El premiado documental ‘Man muß nur überleben...!” ¡Uno sólo tiene que sobrevivir!’ presenta a Berthold Goldschmidt en un retrato muy personal e íntimo.

Empezando con su “renacimiento” artístico al final de su vida en los Berliner Festwochen y┬ádurante grabaciones de su música, ensayos, múltiples viajes para conciertos y entrevistas en todo el mundo, la película sigue su camino de vida durante todo el siglo XX, que Goldschmidt sabe recordar y revivir con una inmensa memoria y un admirable sentido de humor.

La película busca, tras de esta accidentada cronología, el secreto de la "sobrevivencia" de Goldschmidt: su gran capacidad de repasar su vida y su destino sin arrepentimiento ni amargura, así como su fe imperturbable en sus convicciones artísticas.

Documental: 58'
Guión y dirección:
Cordelia Dvorák y Roland Zag
Camera:
Friedrich Klütsch
Producción ejecutiva:
Waldemar Kamer
NDR y arte
© 1996



ver también el artículo: Ein Leben mit dem absoluten Zeitgefühl -
Die späte Wiederentdeckung des Komponisten Berthold Goldschmidt,
de Cordelia Dvorák en: FAZ Frankfurter Allgemeine Zeitung 10.09.1994/Nr. 211

 













































Regresar


"En mi caso sólo me tomó sesenta años hasta que me dió frutos....
!uno solo tiene que sobrevivir! "